Nuevo Estilo Nórdico, estilo que se reinventa

Inspírate con la nueva tendencia nórdica

 

¿Has notado cuánto ha cambiado el diseño escandinavo últimamente?

Pues si, hace un tiempo, cuando hablábamos en el diseño escandinavo, todos pensábamos en el minimalismo y en el blanco y negro, ahora, las cosas están cambiando. El diseño escandinavo, de hecho, se está moviendo en una dirección nueva y fresca que se centra en texturas, pigmentos terrosos, formas escultóricas y atmósferas cálidas. Esto es lo que podemos definir como el nuevo estilo nórdico.

El estilo nórdico es el estilo que más adeptos a ganado en los últimos años. Este surgido en la década de 1950 en los países escandinavos (Noruega, Suecia, Dinamarca, Finlandia, y Holanda…), es un estilo que está fuertemente influenciado por las duras condiciones climáticas a las que están expuestos estos países nórdicos.


Son países fríos, generalmente nublados o lluviosos y con poca luz, por lo que este estilo trata de adaptarse a las condiciones climáticas de estos países, destacando por su calidez y luminosidad interior para compensar lo que no se encuentra en el exterior, la cual se consigue a través de una perfecta combinación entre la luz del color blanco y la calidez de la madera.

 

Debido al frío y a la necesidad de pasar tanto tiempo en el interior de las casas, este tipo de decoración busca ante todo: Crear espacios lo más confortables posibles y potenciar al máximo la poca luz natural disponible.

 

Para conseguir estas dos metas, la decoración escandinava se sirve de elementos para decorar sus interiores. Te mostraremos todas sus claves, ideas y he imágenes de uno de los estilos de decoración más populares y que más adeptos tiene.

Tip # 1 | Blanco, pero no tan blanco

 

La paleta de colores se esta moviendo claramente del estilo Nórdico tradicional, definido por el blanco total, el negro/blanco y los grises, a colores más empolvados y matizados. El resultado son espacios mas acogedores.

 

El color blanco es usado en paredes, techos y suelos con el fin de reflejar la luz natural y aportar la luminosidad de la que carecen los paises escandinavos. Recordemos que en invierno, solo disponen de siete horas de luz al día. Pero este blanco puro esta migrando a los tonos cálidos de los blancos: desde el champán hasta el beige, el blanco total ha sido reemplazado por nuevos colores cálidos y neutros.

De todos modos, los interiores escandinavos no son solo colores neutros: también pueden agregarse algunos toques de colores, por ejemplo, elegir amarillos, verde salvia, azules, rosas, terracotas, que pueden usarse para crear un fondo o para resaltar solo algunas áreas del espacio. Asi, estos rompen con la unidad cromática del blanco y le dan más vida.

 

Para agregar más interés a un espacio, se puede resalta algunas áreas de la casa (por ejemplo, el hall de entrada) con una pintura oscura, incluso en negro.

Tip # 2 | Paredes texturizadas

 

Ya no pintes tus paredes en blanco liso. Las paredes ahora son parte de la decoración, así que considera darles textura, pintándolas con un acabado de cal y microcemento, estas pueden agregar fácilmente una sensación táctil a cualquier superficie.

Tip # 3 | Decorar con estampados

 

El estilo scandi, tan básico y natural en los materiales, se presenta como un lienzo ideal para personalizar con loscolores de la creatividad. Así que adelante con el arte de «colgar», literalmente colgar. Las pinturas y grabados con gráficos retro aseguran un toque de personalidad incluso en los entornos más neutrales.

 

Impresiones a juego en diferentes tamaños, estrictamente en colores neutros o en blanco y negro. Busque motivos abstractos, acuarelas, retratos y temas botánicos. Mezcle diferentes marcos, en negro, blanco o madera, en grupos, o alternativamente, elija solo una impresión de gran tamaño y decore con esto.

Tip # 4 | Trabaja con alfombras y telas acogedoras

 

Cálidos tejidos como las pieles, la lana, el lino y el suave algodón son ampliamente utilizados en los hogares nórdicos para aportar calidez y confort.

 

Como ya se dijo, diseñar un interior escandinavo se trata de crear una sensación minimalista, pero acogedora y casual. Para lograr esto, es crucial trabajar con diferentes capas de texturas, considerando también la sensación táctil de los materiales. La forma más fácil de lograr esto es trabajar con diferentes telas. Por ejemplo, para su habitación, elija fibras naturales con un aspecto suave y táctil y trabaje con diferentes capas.

Tip # 5 | Agregar plantas

 

Las plantas y los arreglos florales, aportando color y belleza y ayudan a crear espacios más naturales. En los últimos años, las plantas se han convertido en los principales protagonistas de la decoración de interiores. De hecho, creemos que nunca hay «demasiadas» plantas dentro de un espacio, así que siéntete libre de agregar vegetación donde quieras.

 

Elija solo plantas reales, pero también podría optar por pequeñas ramas secas o ramas con flores.

Tip # 6 | Materiales naturales


El estilo escandinavo tiene que ver con espacios amplios y luminosos, junto con materiales simples y naturales. La madera es una de las protagonistas indiscutibles en los interiores escandinavos, la madera es la elección perfecta, tanto para pisos como para muebles. Se puede considerar cubrir una parte de las paredes con listones de madera, para agregar una sensación rústica adicional. Además de ser un material autóctono y que se encuentra en abundancia, la madera es un exclente aislante térmico, por lo que aporta calidez y permite ahorrar mucho en calefacción.


Si no se pinta de blanco, el color de la madera suele ser de tonalidades claras, que es el color que proporcionan los arboles de los países escandinavos; como el pino, el fresno, el roble, el arce y la haya.

 

Junto con la madera, opta por cuero desgastado y piedras con textura. Así mismo, también es muy común decorar los interiores escandinavos con elementos naturales como troncos, piñas y ramas. En el comedor, el baño y en la cocina, es donde se ve más la decoración con troncos de madera y ramas secas.

El mimbre y el rattán en los interiores nórdicos


Los accesorios y los muebles de mimbre y rattán están irrumpiendo en los últimos años con mucha fuerza en los interiores nórdicos. Y es lógico, además de ser unas fibras 100% naturales y eco-friendly’s, aportan calidez y combinan perfectamente con la madera y el blanco característico de los interiores escandinavos.

 

El mimbre y el rattan, además de combinar muy bien con el blanco y la madera, aportan calidez y, una capa más de textura. Se emplean para decorar el salón, la cocina o el dormitorio. Canastos, y cestas de mimbre, son ampliamente utilizados.

 

Tip # 7 | Luces acogedoras


Un elemento que es absolutamente esencial cuando se habla de interiores escandinavos es la iluminación. Dado que en invierno los días pueden ser particularmente oscuros y cortos, los escandinavos han desarrollado una sensibilidad especial hacia el diseño de iluminación. Dentro de los hogares escandinavos, encontrará muchas fuentes de iluminación diferentes combinadas. Luces de techo, lámparas de pie, lámparas de mesa pequeñas y velas, juntas dan esa sensación acogedora escandinava típica.

 

Con tan sólo siete horas de luz en los largos y fríos meses de invierno, la iluminación en los interiores escandinavos es fundamental. ¡Es fuente de vida! Por esto es tambien importante el tamaño de las ventanas, estas deben ser grandes para que dejen pasar al maximo la luz natural.
Contribuyendo a la idea de aprovechar la luz lo máximo que sea posible, los espacios escandinavos tienden a dejar al descubierto sus ventanas. Se prescinde de cortinas y si se utilizan, se prefieren los tejidos ligeros como el lino, que dejan pasar gran parte de la luz natural.

Tip # 8 | Selección del Mobiliario y los accesorios.


El mobiliario utilizado para el nuevo estilo escandinavo es práctico y de líneas sutiles y modernas, en muchos casos con piezas de los años 50 de grandes diseñadores daneses. Estos se eligen de forma muy cuidada: cada pieza tiene su función y aporta estética al conjunto. Es un estilo que combina a la perfección lo práctico con lo bello. Para la ambientación se utilizan objetos cotidianos en ubicaciones muy pensadas, como botas y abrigos perfectamente colocados en la entrada, libros y pequeñas plantas decorando las mesas auxiliares, banquetas decorativas que sirvan de asiento, etc. En definitiva, uno de los estilos hoy por hoy más demandados y preferidos por el público joven.

 

Los muebles nórdicos se caracterizan por la sencillez de sus formas y sobre todo, por su funcionalidad. Sofás, mesas y sillas, abrazan las modernas tendencias de mediados del siglo pasado, con minimalistas y suaves líneas.

Al pasar tanto tiempo en casa, es fundamental mantener los espacios bien ordenados y que sean visualmente relajantes.

 

Además, lo que hace la diferencia dentro de un interior escandinavo, es cómo los objetos pequeños se combinan de manera informal para agregar ese ambiente especial. Libros, pequeñas esculturas, jarrones, cajas, todo puede ayudar a hacer que el espacio sea más acogedor y hermoso.

Los estilos decorativos tienden a mezclarse y a fusionarse, y el escandi no es una excepción. El resultado de estas influencias es un nuevo escandi, en el que al monopolio del blanco se le han sumado otros colores. Las maderas de tonalidades suaves empiezan a convivir con muebles de tonos más oscuros, los colores pastel mas empolvados y matizados tiñen de las paredes blancas del estilo nordico tradicional y los motivos étnicos, con el mud cloth como máximo exponente, visten pisos, sofás y camas con alfombras y cojines.

Share on facebook
Share on pinterest
Share on twitter

Inspírate con nosotros

No te pierdas las tendencias e información que tenemos exclusivamente para ti y suscríbete.

Ahora combina
desde tu smartphone

La inspiración continúa
síguenos en nuestras redes

blank
blank
blank
blank
blank
blank blank